En el post de hoy hablamos sobre el Drenaje Linfático Manual, técnica muy popular por sus diversos beneficios. Además, te traemos algunas pautas para aprovechar al máximo la sesión de DLM. Primero vamos a conocer algunas características del Sistema Linfático:

Principales funciones

  1. Función defensiva, debido a que los ganglios linfáticos alojan linfocitos. 
  2. Eliminación de sustancias de desecho, al limpiar y recoger elementos del medio celular.

Beneficios

  • Tranquilizante: Inhibe el Sistema Nervioso Simpático, lo que permite que el Parasimpático actúe con mayor fuerza. En consecuencia el paciente experimenta un estado de relajación y descanso. 
  • Analgésico: A partir de varios mecanismos, entre ellos: la inhibición de la transmisión de impulsos nociceptivos (impulsos de dolor) que viajan por las terminaciones nerviosas y la evacuación de sustancias tóxicas.
  • Inmunitario: El sistema linfático se compone de vasos y órganos linfáticos por donde circula la linfa que proviene de los tejidos y que desemboca en el sistema venoso. En los órganos linfáticos se inicia la respuesta inmune ante la presencia de un antígeno, ya que los ganglios linfáticos alojan linfocitos. Está demostrado que el Drenaje Linfático Manual contribuye al aumento del número de linfocitos circulantes. 
  • Drenante: Facilita la evacuación de líquidos y sustancias acumuladas en el tejido conectivo superficial, lo que favorece a su vez la circulación linfática más profunda. 

Recomendado en:

  • Embarazo
  • Limpieza sistema inmunológico
  • Estrés, cansancio, debilidad
  • Migrañas o vértigos
  • Varices, celulitis, liposucción…

Pautas para antes y después del DLM

  • Hidratarse bien. Te puedes apoyar en bebidas diuréticas como: zumo de limón, smoothie de frutas y/o verduras (por ejemplo zanahoria con limón y agua), infusión de hibiscus, té verde, etc...
  • Alimentos diuréticos: apio, espárragos, alcachofas, calabacín, perejil, pera... 
  • Ejercicio ligero durante ese día.

 

Esperamos que te haya resultado interesante, si hay algún tema sobre el que quieras saber más, ¡no dudes en pedirlo!

Esbia (Escáner Biointegral Avanzado) es un equipo de biorresonancia de última generación que realiza una evaluación funcional gráfica del paciente.

En primer lugar vamos a explicar como funciona ESBIA…

– Todo elemento material tiene una onda asociada por tener masa y estar en movimiento. Al estudiar cómo es la onda de cada órgano, tejido, célula… se obtiene una base de datos que se almacena en el equipo. De esta manera, quedan registrados los patrones de frecuencia óptimos de cada elemento.

– El equipo recibe las ondas del cuerpo y las coteja con la base de datos. La diferencia entre la onda óptima (saludable) que emite el equipo y la onda del cuerpo es la cercanía o lejanía al estado idóneo de salud.

Es importante señalar que no es un equipo de diagnóstico como concepto médico, sino de evaluación funcional. Esto significa que no se utiliza para diagnosticar una enfermedad como tal, por ejemplo artritis reumatoide. Detecta que hay un SIBO (sobrecrecimiento bacteriano) en el colon descendente con aumento de permeabilidad intestinal, lo que genera una carga hepática que provoca un aumento de la toxicidad y esto hace que se dispare la tiroides. En otras palabras, analiza los procesos que subyacen a cualquier problema de salud mediante la detección de alteraciones y desequilibrios, por lo que es un valioso instrumento de prevención.

Nos ayuda a conocer :

  • Información sobre bacterias, virus, parásitos, hongos.
  • Nivel de tóxicos, radiaciones…
  • Datos de los remedios más adecuados para cada paciente mediante el uso de suplementación (probióticos, fitoterapia, micoterapia…)
  • Aminoácidos, vitaminas.
  • Nivel de intoxicación de metales pesados y perfil mineral.
  • Test de sensibilidad alimentaria – listado de alimentos beneficiosos, neutros y perjudiciales.

Además, es un sistema muy útil a efectos de seguimiento. La información de cada sesión se queda guardada, lo que permite compararla con evaluaciones futuras.

Biorresonancia Esbia