Neurodinamia

Neurodinamia

La neurodinamia consiste en el tratamiento específico de nervios afectados. Se testan, evalúan y se estiran o liberan en función de cómo se encuentren. Es un tratamiento muy efectivo y rápido.

La técnica en sí, consiste en el deslizamiento de los nervios, en cualquier parte del cuerpo, liberándolos de muchos de los atrapamientos que pueden sufrir en diferentes zonas.

La neurodinamia está especialmente dirigida a personas que experimentan dolor cervical y radicular, síndrome del desfiladero torácico, síndrome del túnel carpiano, dolor lumbar, síndrome del piriforme, ciática, talalgia…

El nervio tiene en su interior unos capilares sanguíneos que, cuando están sometidos a una compresión, irritación o aplastamiento, provocan que el nervio sufra una falta de irrigación sanguínea en su interior y es lo que nos provoca el dolor, parestesias, cosquilleo, adormecimiento…

El trabajo activo del paciente es esencial: le conviene realizar pautas de ejercicio para mantener y aumentar las mejoras conseguidas con la neurodinamia. Puede mejorar enormemente realizando movilizaciones de autotratamiento.

Beneficios de la neurodinamia:

  • Disminución del dolor.
  • Buena conducción nerviosa de los estímulos.
  • Recuperación de la sensibilidad y fuerza.
  • Alivio de la pesadez.